Flood the Chamber (Matt Scorah)

Flood the Chamber, siendo sincero a más no poder para así empezar con buen pie esta reseña , es algo así como “un ejercicio de hijoputismo elevado a la quincuajesimonovena potencia”.

Este título fue creaoa por Matt Scorah para la GameJolt Rogue Contest y en él se nos muestra un hamoroso juego de estilo plataformero estructurado en una pantalla con distintas plantas que hacen su función de niveles, por los cuales, cual Jumpman/Mario, deberemos llegar a la parte más alta de la fase (aunque afortunadamente en esta ocasión no tendremos que sufrir a ningún gorila porculero).  Desgraciadamente (o no, según se mire) para acometer nuestra empresa deberemos pasar por un sinfín de pruebas que podrán llegar a desesperar a más de uno.

Tras su agradable estética que acaba siendo perjudicialmente engañosa, se encuentra un juego con una dificultad elevada que requiere lo que muchos añoramos en el mundo del videojuego: El arte del ensayo-error hasta la saciedad, o peor,  hasta que nos sangren los dedos  intentando pasarnos el juego de marras (tarea en la que nos ayudará el hecho de contar con una serie de check-points y la posibilidad de morir todas y cada una de las veces que hagan falta). Si bien es cierto que para nada es imposible pasárselo, ya que no requiere un ejercicio de memorización tan densamente alto como el que nos pide el masoquista I Wanna Be The Guy, Flood the Chamber juega muy bien sus bazas con el  principal elemento puteador del jugador y nuestro mayor enemigo: El agua.

flood the chamber

Desde el mismo momento en el que empieza la partida, la habitación en la que nos encontramos se va llenando de agua, si nos atrapa durante la ascensión, la palmaremos. Es por ello que deberemos ir subiendo lo más rapidamente posible hasta la cima, pudiendo olvidarnos del líquido elemental por un rato si empezamos con buen pie o si superamos algún que otro nivel de manera rápida, pero si por cualquier casual nos quedamos atascados en cualquier momento, empezaremos a notar su asfixiante cercanía poniéndonos al borde de la muerte y suplicando a nuestro avatar que aprenda a nadar de una puñetera vez.

Flood the Chamber, siendo claro, es para personas con paciencia, que sepan fallar bastantes veces y que gracias a ello tengan ganas de aprender de sus errores para después enmendarlos poco a poco. Si eres de los que se aburren facilmente en cuanto la palman dos veces, seguramente lo mandarás al garete en poco tiempo, pero si te gustan los retos difíciles lo mas probable es que esta pequeña joyita te vaya a encantar.

Con sus pros y sus contras, este pequeño juego merece su oportunidad, aunque te sirva para soltar improperios sobre él si tienes poca paciencia, es el ejemplo perfecto de que con 3 teclas (todas ellas de movimiento o salto) se pueden hacer pequeñas virguerías plataformeras que te pueden hacer pasar un buen rato.

Aquí os dejo un video del juego, aunque os advierto que contiene spoilers, ya que se nos muestra la solución completa de la obra en cuestión ;).

Flood the Chamber se puede descargar desde aquí.

GameJolt.

Entrada publicada originalmente el día 11 de Marzo de 2010 en Nuevebits.

Anuncios
Flood the Chamber (Matt Scorah)

3 comentarios en “Flood the Chamber (Matt Scorah)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s